“SE NIEGAN A INVERTIR Y A DISCUTIR PARITARIAS”

La Asociación del Personal Superior de Empresas de Energía, que dirige Carlos Minucci, elaboró un duro informe en donde exige la pronta apertura de paritarias para hacer frente al ritmo inflacionario y con el plus de negociar con uno de los sectores más beneficiados en la etapa macrista: las energéticas.

“Las últimas definición del actual Presidente de los Argentinos no hace más que afirmar lo que venimos pregonando en forma permanente, que las prestadoras eléctricas se beneficiaron durante 4 años con aumentos de tarifas demenciales; hoy denuncian que el congelamiento de precios tarifario ha deteriorado su economía, que se encuentran sin caja y en plena crisis”, comienza diciendo el comunicado de la comisión directiva de APSEE.

Ante este cuadro dicen no poder hacer frente a una negociación paritaria,ni ocuparse de las inversiones, ni del mantenimiento.

En estos años a nuestra entidad le negaban negociar en, una vulneración sistemática de la libertad sindical, con la respuesta del hecho consumado: «esto o nada». En complicidad con el gobierno imperante y aquellos actores que se han beneficiado con estas políticas destructivas que tuvimos; empujando a sus trabajadores y trabajadoras a seguir sufriendo el deterioro del salario, el cual fue perdiendo cuando ellos más ganaban.

Hoy ha llegado el tiempo de revertirlas,y ante la falta de respuesta por parte de las mismas de discutir seriamente el tema paritario, les recordamos a estas empresas que estamos ante un nuevo Gobierno y nuevas políticas,y con una Confederación General del Trabajo que reunida con autoridades gubernamentales acordó que los gremios «tendrán autonomía plena para negociar sus paritarias y según el esquema que más le convenga a cada uno” . Y eso es lo que le hemos pedido a las empresas, ir directamente por la discusión paritaria y apuntar a compensar las pérdidas salariales y convencionales,que por las políticas implementadas en estos cuatro años contra una actividad que ha sido vaciada detrás de objetivos financieros, y gracias a estos grupos que aplicaron el atropello patronal,violando acuerdos y normas convencionales y laborales.

Ante la negativa de no poder discutir salarios ni artículos convencionales;ofreciendo el decreto gubernamental y volviendo a la postura de «política de cosa juzgada»; hoy creemos que ha llegado la hora de volver al diálogo donde las partes discutan, requerimos a las empresas iniciar negociaciones acordadas en el último acta, estamos legalmente habilitados para reclamarlas y de no ser aceptado, solicitar a la autoridad de competencia del Ministerio de Trabajo que llame a mesas por empresas para discutir, en su ámbito, nuestros intereses como trabajadores organizados en uso de nuestra Personería Gremial Nº 544.