“EL PRESUPUESTO TRAERÁ MAYORES DESIGUALDADES”

El diputado porteño Santiago Roberto brindó su postura acerca del proyecto de urbanización del barrio Padre Mugica. También, el miembro del Bloque Peronista contó que el presupuesto porteño diseñado para el 2019 arrastra las consecuencias del que se votó en el Congreso Nacional.

Con el bloque oficialista que tiene la mayoría de escaños, ¿Cómo es el trabajo de la oposición en la Legislatura?

Es muy difícil, pero a la vez un desafío enorme. Redoblamos los esfuerzos cuando nos dejan debatir, porque la verdad que este año no dieron mucho espacio a poder hacerlo. Es importante que la pelea no la demos sólo los legisladores, sino los vecinos en el barrio. La gente está desencantada de los partidos políticos, y hacemos el llamado a que participen donde se sientan más cómodos y mejor representados, sea un club de barrio o centro cultural por ejemplo.

 

Teniendo en cuenta que el Ejecutivo porteño es del mismo color que su par en la Casa Rosada, ¿Siente que muchas veces los temas locales quedan tapados por los nacionales?

Eso hace que se nacionalicen todos los problemas, es decir, en las comisiones o en el recinto no es tan común hablar solamente de problemáticas puramente de la Ciudad. El Gobierno Nacional incide en la política local. El presupuesto es el fiel reflejo de eso, la Ciudad no tiene porqué hacer el ajuste que plantean votar en la Legislatura.

 

¿Cuál es ese ajuste en el Presupuesto 2019 en la Ciudad?

El presupuesto es la pauta de trabajo del Gobierno para el año próximo. Claramente leyéndolo trae más ajuste y recesión porque garantiza el pago de intereses de la deuda, mientras que la salud, educación, cultura, y seguridad, van a la baja. Es mentiroso porque estipula un 23 por ciento de inflación para el año próximo. Es un presupuesto que no acompaña al vecino, y es preocupante que haya más plata para construir comisarías que para terminar las escuelas en obras. De hecho estipula el cierre de algunas instituciones educativas, va a traer mayores desigualdades.

 

Estamos viendo el trabajo que vienen haciendo en el Congreso para votar la Ley de Alquileres, como parte de la Comisión de Vivienda, ¿Que avances tienen en ese tema?

La Ciudad es expulsiva, y ese es un gran problema a trabajar, en cuanto a La Ley de alquileres que trabaja Nación a grandes rasgos es la que se ejecuta en la Ciudad. Nosotros queremos que los comercios tengan facilidades también. Mi militancia siempre fue en los barrios de la zona sur y entiendo que es de vital importancia una Ley que contemplen las Pymes y comerciantes de barrio. El proyecto para incluirlos está presentado, pero no le dan curso en la comisión de vivienda.

 

¿Cuál fue su postura respecto a la “Urbanización del Barrio Padre Mugica”?

Yo participe en el proyecto de la 31. Tuvo un tratamiento express, no pudimos discutir a grandes rasgos, planteamos 17 cambios a 70 artículos. Dijimos que era el primer proyecto de urbanización de un barrio que no íbamos a acompañar desde el Bloque Peronista. Si no había nada que ocultar, qué mejor que explicarle a los vecinos la clase de viviendas que se van a hacer, que calles van a abrir, eso es primordial para nosotros. El barrio se construye pensando a 20 años, por temas de infraestructuras de los servicios públicos. Queremos saber cuánto va a valer la nueva vivienda que tampoco está estipulado, ni siquiera lo que cuestan los materiales de la construcción. Tuvo algunos cambios a último momento y eso hizo que finalmente apoyemos la medida en primera lectura, pero vamos a estar atentos a que continúen otros cambios que propusimos, según avance su tratamiento.