HÉROES POR PARTIDA DOBLE

La madre de plaza de mayo visitó las Islas Malvinas junto a la Comisión Provincial de la Memoria, y fueron recibidos a su vuelta con un escrache por parte de familiares de soldados caídos en la guerra. También dio su deseo este 24 de marzo.

“Para la Comisión que fuimos, es histórico, muy importante y es el enfoque que le estamos dando al encuentro con la soberanía. Fue el homenaje a los chicos que fueron por la Argentina, el respeto por su desprendimiento de ir a una guerra tan jovencitos, además desafiando una dictadura. Son doblemente héroes porque estos pibes fueron manejados por estos genocidas, los mismos que allá los torturaron, estaquearon, e hicieron pasar hambre”.

 

Un grupo de familiares de soldados caídos en Malvinas hostigó a los miembros de la Comisión en su vuelta de las Islas, ya que según ellos, están intentando darle un matiz ideológico como víctimas de una dictadura cuando en realidad murieron “defendiendo a su patria como soldados argentinos”, afirmó una de estas personas.

 

“Fuimos acompañados por un ex combatiente, y cada espacio que pisamos era parte de lo que fue esa guerra, no querida por nosotras, las madres que fuimos el primer organismo que la rechazó, y nos solidarizamos con las madres de los soldados. Esta visita fue algo distinto, a una tierra nuestra bajo un gobierno colonial”.

 

A su vez, sobre el recibimiento propiamente dijo que “fue un proceder fascista el hostigamiento a todos los que fuimos, son seguramente familiares de militares que están retirados y tienen miedo que los llamen para meterlos preso”.

 

“Allá estuvimos viendo testimonios de madres y padres de provincias que tuvieron chicos de 17 o 18 años peleando, diciendo que no les avisaron a nadie y que recién cuando los chicos estaban en Malvinas fue que se lo comunicaron. Nos hicieron recordar lo que pasamos nosotras, lo mismo, revivimos la historia nuestra de las madres”, comentó Nora.

 

Para cerrar el tema, Cortiñas relató “el desplante que nos hicieron, gritando a voz en cuello de que esos muertos eran héroes, y no como los desaparecidos nuestros. A ese grupo el Gobierno le había dado el control del cementerio, y podían ir cuando querían y disponer de la situación de ese espacio”.

 

Con respecto al viernes dijo: “repudiamos todas las dictaduras, en particular la última cívico militar con el acompañamiento de una cúpula de la iglesia y con el poder económico dirigiendo todo. Tuvimos una deuda económica descomunal para hacer aquellos campos de concentración, tortura y muerte. Por eso el 24 no tenemos que hacer discriminación y las consignas tienen que ser del pueblo”.

 

Finalmente subrayó que “hoy este Gobierno está marcado por la desocupación, la criminalización de la protesta, los tarifazos, el ajuste. Debemos tener la libertad de poder expresarnos y no agredirnos entre nosotros”.